El espeluznante caballo-monstruo de Escocia

Durante siglos, el folclore y la leyenda escocés se han llenado de escalofriantes historias sobre una bestia salvaje y mortal conocida como Kelpie. La temible criatura, la cual se dice tenía la capacidad de adquirir diversas formas, era muy temida en épocas antiguas. En cuanto a su curioso nombre “Kelpie” es un antiguo término escocés que significa “caballo de agua” y es que el misterioso ser pasaba gran parte de su tiempo al acecho en las aguas de lagos escoceses, específicamente en las áreas menos profundas y pantanosas.

Se dice que el modo de ataque de la bestia era, sin duda, ingenioso. Puede que nunca lleguemos a conocer la forma real del Kelpie; solo el disfraz que condujo a la creación de su nombre, sin embargo, lo que podemos decir con certeza es que el pequeño número de testigos que desafortunadamente se encontraron con la criatura y vivieron para contarlo, lo describieron como un caballo de gran tamaño.

En la mayoría de los casos, la víctima solía ser un viajero nocturno, caminando a lo largo de un viejo y conocido sendero cerca de la orilla del lago correspondiente. De repente, el enorme caballo salía del agua con su pelaje brillando bajo la luz de la luna.

En circunstancias tan extrañas, muchos podrían inclinarse a huir de inmediato, pero hay ciertas misteriosas características en algunas historias sobre el Kelpie. A saber, las personas que se cruzaban en su camino sentían que les habían quitado el libre albedrío impidiéndoles huir de la escena. Hoy en día, muchos sugieren que la bestia incluso tenía la capacidad de controlar la mente de sus víctimas, quizás con un tipo de hipnosis sobrenatural. Los testigos, víctimas que aparentemente habrían escapado de un destino fatal, describieron como se sintieron obligados a subir a lomos del caballo y agarrar sus riendas.

Con la persona en estado de trance montada en el monstruo, éste se lanzaba repentinamente a las aguas profundas y frías del lago, con la pobre alma incapaz de soltar las riendas. La muerte por ahogamiento era casi inevitable. Cuando su historia se extendió entre la gente de pequeñas aldeas en la antigua Escocia, se dice que el Kelpie eligió astutamente adoptar otra forma, esta vez se convertiría en una hermosa mujer y sus víctimas serían nuevamente personas caminando hacia su hogar a hora de la noche, guiándolos cuidadosamente hacia el lago y luego, cuando el agua llegaba a la cintura de la persona, la arrastraba violentamente, ahogándolo en segundos y robando sin piedad su alma.

Claro está que estas son historias en la antigua Escocia que han perdurado hasta nuestros días, porque, tenemos que aceptarlo, mucho que tenga relación con lo paranormal es fascinante, por supuesto otros creen que el Kelpie fu solo una leyenda urbana basada en historias distorsionadas sobre encuentros con auténticas bestias salvajes.

¿Tú qué opinas ?

Déjanos un comentario :)