Las coincidencias más increíbles en la historia

La situaciones extrañas suceden y algunas veces se producen una serie de eventos en forma de patrón que solemos clasificarlas como coincidencias, pero esas coincidencias que usualmente las personas pasan en sus vidas no son nada en comparación de algunas experiencias completamente insanas que han pasado a lo largo de la historia.

1.       El Titanic: En el año 1898, el escritor Morgan Robertson escribió una novela llamada “Futilidad” que describe el viaje inaugural de un barco de lujo llamado Titán, el cual pero llega a hundirse. El libro se publicó 14 años antes de que el ocurriera el trágico acontecimiento, pero por si eso no es suficientemente increíble, la embarcación en el libro había sido clasificada como “insumergible” al igual que el Titanic, ambos eran buques británicos de unos 800 pies de largo y ambos chocaron contra un iceberg y se hundieron, y por si esto fuera poco, en el libro, el Titán a medianoche a unas 400 millas de la isla de Terranova mientras que el Titanic se hundió el 14 de abril del año 1912 aproximadamente a la medianoche a unas 400 millas ¿Adivinan dónde? Así es, la isla de Terranova.

2.       Los días malos de El Rey Louis: Alrededor del año 1760, cuando el Rey Louis XVI era un niño, fue advertido por un astrólogo acerca de los 21 de cada mes, tenía que tener mucho cuidado especialmente en esos días, suena extraño, pero lo que siguió lo fue aún más. El 21 de junio del año 1971, él y su reina fueron arrestados. El 21 de junio de 1791, él y su reina fueron arrestados después de la Revolución Francesa, el 21 de septiembre de 1791, Francia abolió la institución de la realeza y se proclamó República. Finalmente, el 21 de enero de 1793, el rey fue ejecutado por guillotina.

3.       El Monje Misterioso: Joseph Aigner era un conocido pintor en el siglo XIX infeliz con su vida, debido a esto a la edad de 18 años intentó suicidarse pero el acto no se concretó gracias a un monje que él no conocía. Cuando el pintor cumplió 22 nuevamente intentó suicidarse pero nuevamente fue interrumpido por el mismo monje. Cuando cumplió 68 años finalmente logró suicidarse y sorprendentemente el funeral estuvo a cargo de…¿adivinaron? Así es, el mismo misterioso monje.

4.       El desafortunado comandante Summerford: Mientras luchaba en los campos de Flandes en 1918 el comandante Summerford fue golpeado por un relámpago y quedó paralizado de la cintura para abajo. Sólo seis años más tarde en el año 1924 se retiró y se trasladó a Vancouver, donde un día estaba pescando y un rayo golpeó directamente a su lado, paralizando la parte derecha de su cuerpo. Milagrosamente, a pesar de todo eso, sólo dos años más tarde se recuperó completamente y pudo caminar de nuevo. Cuatro años después, fue golpeado directamente por un rayo y quedó paralizado nuevamente. También debemos mencionar que apenas cuatro años después de su muerte, un rayo golpeó su lápida y la destruyó.

5.       Estas otras coincidencias son simplemente increíbles.

Déjanos un comentario :)