Los regalos más atroces jamás entregados

El recibir un presente muchas veces puede levantarnos el ánimo, la ilusión de saber si aquel familiar o amigo realmente conoce tus gustos con lo que sea que haya elegido. Sin embargo, en otras ocasiones, las personas al recibir el tan esperado regalo se han llevado con sorpresas para nada agradables.

1.       La broma aterradora: En su cumpleaños, el famoso actor Jack Nicholson, recibió uno de los regalos más aterradores que puedas imaginarte. Verás, por aquel tiempo, Jack estaba en problemas con un acosador y su amigo Hunter Thompson decidió tomar ventaja de esta situación y le jugó una inocente bromita. Justo fuera de la casa de Jack, el amigo instaló un dispositivo que emitía el sonido de un cerdo siendo comido vivo por osos y luego comenzó a lanzar disparos  con una Smith & Wesson de nueve milímetros, y por si eso fuera poco, dejó un corazón de alce congelado en su puerta. Por supuesto, Jack, temiendo que era todo acción del escalofriante acosador pasó todo su cumpleaños encerrado en  el sótano esperando a que lleguen los oficiales de policía. Ya nos imaginamos a Hunter Thompson diciendo “¡Feliz cumpleaños amigo!”

 

2.       La lámpara de carne: En el año 2005, un hombre llamado Raymond Henderson, fue de compras a una tienda de antigüedades cuando encontró una lámpara de apariencia única la cual compró por 35 dólares, eventualmente se la regaló a un amigo, quién tenía mucha curiosidad por saber el material del que estaba hecho y le mandó a hacer unas pequeñas pruebas, al recibir los resultados su cuerpo entero se estremeció, la lámpara estaba hecha de piel humana. Buen regalo.

 

3.       Los regalos de boda: Durante del Renacimiento Italiano, era tradición dar como regalo imágenes, cuadros que representaban el sexo, violaciones para ser más específicos. Esto se debe a que los italianos solían idealizar a los romanos, quienes usualmente se apoderaban de mujeres desprevenidas y tener relaciones sexuales con ellas para crear la nueva generación de romanos. ¿Te imaginas recibir un regalo así?

 

4.       El saltamontes gigante: En el año 1972, el presidente de Francia visitó a la Reina de Inglaterra y decidió darle un regalito, la pregunta es ¿Qué puedes regalarle a una persona que prácticamente lo tiene todo?  ¡Y que tal un refrigerador de vino en forma de un saltamontes gigante! Bueno, aunque suene algo demasiado inusual, resultó ser bastante funcional, por ejemplo, si rotas sus alas se transforma en una mesa de bebidas y también puede transformarse en un excelente motivo para, quizás, pensarlo dos veces antes de volver a invitar al presidente de Francia, al menos en aquel tiempo.

 

5.       El desastre de la ubre: Cuando el jugador de tenis profesional Roger Federer regresó temprano a su hogar en Suiza, se encontró con un regalo, o mejor dicho…con una vaca. Los organizadores del evento quisieron rendirle honores regalándole una vaca de nombre Desiree, sin embargo, aunque parezca extraño, esa no fue la única vez que le regalaron una vaca. En realidad, en el año 2003, le regalaron otra de nombre Julieta. Sin duda toda una colección de tiernas vaquitas.

 

Y en tu caso ¿Cuáles son los regalos más inusuales o quizás espeluznantes que hayas recibido?

Déjanos un comentario :)