Saltar al contenido
La Hora Muerta Empieza

Este país optó por encerrar en casas embrujadas a los que no cumplen la cuarentena

23 abril, 2020

Cada país tiene su propia forma de enfrentar la situación de emergencia que estamos atravesando en la actualidad. Sin embargo, hay un país, al parecer, que ha decidido tomar una ruta más aterradora: castigar a las personas que no cumplen con la cuarentena encerrándolas dentro de una casa embrujada. Los tiempos desesperados requieren medidas desesperadas, al menos eso suponemos.

La regencia de Srangen en Java Central, Indonesia, ha tenido una afluencia de personas nativas de la región que intentan escapar del encierro en las ciudades al regresar a sus pequeñas ciudades natales. Al igual que muchos lugares del mundo, Srangen tiene una cuarentena obligatoria de 14 días para cualquier persona que venga de otras regiones. Sin embargo, algunas personas no están cumpliendo esta orden. El regente de Sragen; Kusdinar Untung hizo una declaración que, al principio, parece ser la hipérbole natural que surge en tiempos de crisis. Ella dijo:

“Si desobedecen las [órdenes] de autoaislamiento, varias aldeas me pidieron permiso para poner a estas personas en cuarentena en una escuela primaria abandonada o en casas abandonadas y les he otorgado mi permiso. Algunos están encerrados en casas embrujadas. Aun así, los alimentamos y los monitoreamos “.

Parece una hipérbole exasperada, pero no lo es. Kusdinar cumplió con sus amenazas de castigo paranormal cuando dos personas quebrantaron las medidas de aislamiento. Kusdinar describió las medidas tomadas:

“Dos residentes de Plupuh que aceptaron aislarse, violaron la orden. Así que fueron encerrados dentro de una casa embrujada abandonada. Si hubieran obedecido su orden, no habrían sido encerrados allí”.

Según Kusdinar, la casa abandonada se encuentra en un arrozal y los lugareños saben que está embrujada y no se sabe cuánto tiempo permanecerán las dos personas dentro de la aterradora vivienda.

Srangen no es la única regencia en Indonesia que recurre a la aplicación paranormal de la cuarentena. La aldea Tuk Songo en la regencia de Purworejo, también en Java Central, recientemente ha llamado la atención en línea debido a que los aldeanos se disfrazan de pocongs (criaturas zombies del folclore indonesio) para vigilar la puerta de la aldea por la noche y rociar desinfectante contra cualquiera que quiera atravesar.

Son medidas, extremas para algunos, que se deben tomar para que los individuos realmente respeten las reglas establecidas y toda esta situación mejore de alguna manera, por así decirlo. Y En tu país ¿Qué medidas se están tomando?