Saltar al contenido
La Hora Muerta Empieza

Quedan menos de 250 personas en la isla más remota del mundo

3 abril, 2019

Hay un grupo de seis islas en la parte sur del Océano Atlántico entre Sudamérica (Buenos Aires, Argentina) y Sudáfrica (Ciudad del Cabo) de nombre Tristan da Cunha. Se dice que la isla principal, que también tiene el mismo nombre, es la isla habitada más remota del mundo. Según el sitio web de la isla, actualmente hay 247 isleños de Tristan da Cunha.

Dado que las islas son tan remotas, la vida silvestre está prosperando en dicho lugar, de hecho, dos de las islas fueron asignadas como reservas de vida silvestre y declaradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en el año 1995. Hay especies en esas islas que no se encuentran en ningún otro lugar en la Tierra.

Después de que las islas fueron descubiertas, los gobiernos francés y holandés, así como la Compañía Británica de las Indias Orientales, planearon tomar el control del lugar, pero nunca lo lograron ya que no hallaron un lugar conveniente para aterrizar.

De hecho, tres siglos más tarde, la primera persona habitó la isla. En el año 1810, Jonathan Lambert de Salem, Massachusetts, apareció en la isla y se llamó así mismo el emperador. Incluso renombró al grupo de islas. Si bien su plan era establecerse allí, terminó ahogándose apenas dos años después.

La isla fue habitada por un pequeño grupo de personas en las décadas siguientes, incluyendo sobrevivientes de naufragios en el área. En el año 1856, había un total de 71 personas viviendo en Tristan da Cunha pero la población disminuyó a 28 isleños al año siguiente, ya que muchos de ellos abandonaron la isla debido a la inanición. Más tarde, la población crecería a 97 en el año 1886.

Con muy pocas personas viviendo allí, así como diversas especies de plantas y animales nativos que no se encuentran en ningún otro lugar de nuestro planeta, las islas Tristan da Cunha no solo son muy remotas, sino también muy interesantes, especialmente para aquellos que nunca oyeron hablar sobre el lugar.